☎ 937 858 186 | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 679 151 991
 Lunes a Viernes de 9:00 a 14:00 | 16:30 a 19:30 y Sabados de 9:00 a 14:00

06
Mayo

Alfombras complemento milenario

De motivos clásicos o elaborados, de fibras sintéticas o naturales, las alfombras aportan ese toque de misticismo propio de tiempos milenarios. Las alfombras son un elemento decorativo de fuerte raíz oriental. Su fabricación se remonta a los siglos V y II a.C.

El uso de las alfombras está muy asociado a la decoración debido a su capacidad de dar calidez a los ambientes. Los sentidos de la vista y el tacto agradecen y disfrutan de este complemento antiquísimo. Las alfombras funcionan como aislantes térmicos, son fáciles de instalar y aunque acumulan suciedad, esto puede solucionarse con el simple uso de la aspiradora.

El material utilizado en su fabricación es variado. Las que están elaboradas a base de fibras naturales como el yute, sisal o coco, presentan un aspecto más rústico, son duraderas y de alto tránsito. Las sintéticas, como de nylon o polipropileno, lucen un aspecto más brilloso, suelen ser económicas y fáciles de limpiar. Las alfombras son muy adecuadas para sectorizar y jerarquizar espacios en los ambientes, por lo cual, si nos interesa dirigir la atención hacia un conjunto de sillones, pues debajo de éstos ubicaremos la alfombra; haremos lo mismo si el objetivo es destacar una pieza clásica del diseño.

En reglas generales, el criterio de elección de colores para la alfombra no varía demasiado del que usamos para tonalizar las paredes de interiores. Los claros dan sensación de amplitud, los oscuros son más acogedores. En ambientes chicos, es preferible utilizar alfombras de pared a pared y de colores claros para dilatar el espacio. 

En cuanto a las tramas, la elección tendrá que ver con el estilo de los muebles. Las de diseño más intrincado, como las de tipo persa, se lucirán mejor con muebles clásicos y las lisas resultarán más apropiadas en los casos en los que la prioridad sea la cobertura del piso y no tanto la cuestión estética. La alfombra es un complemento de alto estilo que aporta al hogar una delicadeza única. Habrá que darse tiempo para hacer una buena elección, ya que las opciones abundan.