☎ 937 858 186 | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 679 151 991
Lunes a Viernes de 9:00 a 14:00 | 16:30 a 19:30 y Sabados de 9:00 a 14:00

16
Abr

Alergias, un mito sobre las alfombras

¿Sabías que es un mito que las alfombras causan alergias?
Actualmente pasamos más tiempo en lugares cerrados respirando las partículas que están en el aire, por lo que tendemos a a enfermamos de asma y/o de problemas relacionados con las vías respiratorias. Para proteger tu salud, es mucho mejor tener la alfombra en comparación con otras superficies duras ( cerámicos, maderas, suelos laminados, cemento, etc...)


La alfombra, actúa como filtro natural al mantener las partículas de polvo lejos de la zona de respiración. Es decir, el polvo se atrapa en la alfombra evitando que al caminar las partículas de polvo se levamten.
CON UNA ALFOMBRA RESPIRAMOS MENOS PARTÍCULAS DE POLVO SUSPENDIDAS EN EL AIRE.
Según un estudio realizado por el CRI (Carpet and rug institute) confirman que con superficies duras, cuando caminamos levantamos la partículas de polvo que al respirarlas pueden llegar a causarnos alergias

Es muy importante que sepas, que una alfombra limpia y bien mantenida mejora la calidad del aire, ya que atrapa e inmoviliza las partículas potenciales causantes de las alergias.
En habitaciones alfombradas respiramos hasta 8 VECES MENOS partículas de polvo en suspensión en comparación con habitaciones con suelos duros (cerámicos, maderas, suelos laminados etc...)

Un ejemplo es el caso de Suecia, donde era tal creencia que las alfombras causaban alergias que a mediados de los 90´s se redujo su uso drásticamente.
Lo que se descrubió fue A MEDIDA QUE LA POBLACIÓN PONÍA OTRO TIPO DE SUPERFICIES EL ÍNDICE DE ALERGIAS SUBIÓ EXPONENCIALMENTE.
A ello conllevó a regresar paulatinamente al uso de las alfombras hasta los días de hoy. Suecia es el 2º país del Mundo en cosumo por cápita de alfombras.

We use cookies

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.